El Poder de la Mente

12.03.2014 19:26

Esta mañana como tantas otras, al sonar el despertador me enrrolle en las mantas, y espere  el abrazo intenso que termina de confirmarme que es hora de levantarse. 

Soy de esas personas que tiene un mal despertar, mi cara te dice" no pienso hablarte, y ni se te ocurra decirme nada" . Bajo las escaleras agarrada al pasamanos siempre pensando que llegara el dia en que caiga rodando por ellas... Claro que, lo agarro con tanta fuerza que a pesar de mi dormida preocupación, gracias a Dios ese dia no creo que llegue nunca. Me espera el cafe, cada dia en el mismo sitio ...una ambigua sensacion de felicidad y resignacion que me lleva apoyar las manos sobre la cabeza, como sosteniendo las ideas semidespiertas que viven en ella,  mirando la taza como si en algun momento fuese capaz de hacerla levantar  solo con el pensamiento y no tener ni que llevarmela a la boca. 

Mientras resuenan las noticias de la mañana voy enlazando las lentas sinapsis que deben hacer que mi cuerpo se vista para salir a trabajar.

En este trance infernal saco, del bolsillo de mi rebeca unos pendientes amarillos de bisuteria y cuero de hace casi 15 años.. Color chocolate y dorado ... Miro el armario y me decido a ponerme unos denin azul marino y una camisa del mismo color, me planto los pendientes y pienso... Yo tenia una chaqueta dorada  casi amarilla que nunca se con que ponerme...Al abrir el cajon de la comoda la consigo extraer de debajo de una docena de chalecos .... Al lado de ellos los pañuelos, me encantan los pañuelos... de todas clases y colores. Y mirando todavia medio dormida veo uno de seda en tonos azules y amarillos con flores pequeñas de una de aquellas marcas antiguas. Era de mi madre, mi padre le regalaba infinidad de ellos porque le encantaban pero ella que apenas tenia 25 años cada vez que se los ponia sentia como le hacia parecer una "Señorona Mujer de Medico"... Asi que como estaban nuevos ... Me los quede yo! Mas de recuerdo que para uso diario , algunos pueden tener mas de 20 años... Para terminar mi vestimenta vintage de esa mañana no se me ocurre otra cosa que seguir buscando algo amarillo.y recorde un bolso de petit point que compre en el magnifico Bulevar de Clichy la primera vez que visite Paris con mi amado despertador ....


 Odio el amarillo! Y direis porque llevas 10 minutos vistiendote de amarillo? Y buscando amarillo... Pues ahi el poder de la mente y la publicidad... Tras varias conversaciones sobre moda y tras escuchar mil veces la frase " el azul esta de moda en..." Mi subsconciente dormido se vistio de Amarillo y azul dando " el toque vintage " con esos complementos sacados del Bolsillo de mi Rebeca... Y os puedo prometer ... que no me gusta el amarillo...

 Tras este alarde de caos mental sali de casa con la sensacion de empezar el dia extrañamente diferente, con una ilusion diferente a la de los demas dias ... Tenia un proyecto en mente... Algo por lo que cansarme cada dia y pensar sin angustia....

Fdo.Mercedes.L.Uralde